SUBIDA DE ALQUILERES

Desde hace casi dos años, la subida de los precios de los alquileres ha sido inferior al alza de la inflación. El diferencial entre ambos indicadores llegó a ampliarse hasta 2,7 puntos porcentuales en abril de 2011. La consecuencia directa para el arrendador es que obtiene menos rentabilidad por la vivienda alquilada. Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), el precio de los alquileres subió un 0,8% en diciembre, mientras que la tasa de inflación se situó en el 2,4%. Es decir, una brecha de 1,6 puntos porcentuales. No obstante, este diferencial es el más bajo del año pasado.

Subida de alquileres

Subida de alquileres

Los arrendamientos llevan casi dos años encareciéndose por debajo del nivel general de los precios.
Para calcular cuánto debe subir un alquiler en función del IPC, el INE propone la siguiente fórmula multiplicar la renta por el cociente del IPC del mes final entre el IPC del mes inicial. O lo que es lo mismo, al alquiler actual se le multiplica la suma de uno más el IPC.
En total, los precios de los alquileres de segunda mano bajaron en 16 Comunidades Autónomas el año pasado.
España es uno de los países con la rentabilidad media de los alquileres de las viviendas es más baja del mundo al situarse en el 3,4%.
Si bien el IPC del alquiler refleja la evolución del precio de las rentas en España, la percepción general de que las rentas descienden al igual que lo hace el precio de la vivienda (aunque no al mismo ritmo) siembra dudas sobre la capacidad de las fórmulas del INE para chequear con tino este mercado tan volátil y oscuro.
De hecho, en su artículo 18, la Ley de Arrendamientos Urbanos afirma que: «La renta contractual se actualiza -a instancia del arrendador o del arrendatario- aplicando a la misma la variación del IPC general nacional correspondiente a un periodo de 12 meses inmediatamente anteriores a la fecha de la actualización, tomando como mes de referencia para la primera actualización el que corresponda al último IPC publicado en la fecha en que se celebró el contrato».
En resumen, podemos decir que en líneas generales los alquileres han aumentado aunque dicho aumento se encuentra por debajo de la subida del IPC.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*